Fashion Paper

Fashion Paper: fascinados por el papel

10:53h | Alessia Cisternino
Ticket de la cola del supermercado, pañuelos, servilletas, post-it, papel para embalar, sellos e incluso papel higiénico. Todo convertido en moda. Directamente de las mejores academias de arte italianas, llega a Madrid la exposición itinerante Fashion Paper.

Como muchos otros fenómenos, también éste empezó con una buena idea. Bianca Cappello, florentina de nacimiento pero milanesa de adopción, es una crítica de las joyas a la que hace más de un año se le ocurrió envolver a los estudiantes de las mejores academias de arte italianas en una exposición que ella misma organizó en la Triennale de Milán.

La condición para que estas joyas pudieran ser expuestas era sólo una, pero todo un reto: que estuvieran hechas únicamente en papel. Las energías creativas entre los estudiantes y sobre todo entre las diferentes academias y escuelas de arte que fue capaz de desatar esta iniciativa le hicieron pensar un poquito más en grande. ¿Por qué no investigar las potencialidades del papel no sólo con las joyas sino también con los vestidos y los complementos de hogar?

Así nació Fashion Paper, una exposición itinerante que durante todo el 2010 ha estado recorriendo varias ciudades italianas – y cuyas piezas, en alguna ocasión, han podido desfilar en pasarelas de renombre en Florencia y Milán – y que ahora llega a Madrid en los sugestivos salones del Instituto Italiano de Cultura, donde se podrá visitar hasta el 30 de octubre.

De los ticket de la cola del supermercado, a los pañuelos, pasando por las servilletas, los post-it, el papel para embalar, los sellos, las tiras de cartones de leche de tetrabrick, papel de seda, papel crepé e incluso papel higiénico. No hay una posible variante del papel que no haya sido utilizada para crear complementos y vestidos muy originales.

Por obvios motivos, no todos los modelos han podido ser transportados hasta Madrid: a diferencia de otros vestidos, si se arrugasen no se podrían planchar. Por otro lado, las joyas están casi todas y algunas – como un collar hecho con pequeños cubos de papel de diario, las pulseras realizadas con secciones de los tubos de cartón utilizados para enrollar las telas o los juegos de joyas hechos con simple papel para dibujar – son realmente bonitas.

“Es una manera para llamar la atención sobre las potencialidades de un material inusual para la moda como el papel” afirma Bianca “y también sobre la importancia de reciclar. De hecho, acaban de proponerme de hacer lo mismo pero con otros materiales: esta es la edición cero y la siguiente también tendrá como protagonista el papel, pero las próximas ediciones podrían centrarse en el plástico o en el cristal o en otro material”.

La idea de Bianca Cappello es también la de extender el proyecto a cuantas más escuelas italianas, sobre todo del centro y del sur de Italia, ya que esta primera edición ha contado con la participación de la Academia de bellas Artes de Brera, la Academia de bellas Artes de Florencia, Academia Albertina de Bellas Artes de Turín y Afol Moda de Afol Milán – y sobre todo de extender el proyecto en el extranjero.

“Si hay tantas diferencias entre una escuela de Turín y una de Florencia, ¡Imaginaos cuántas podrían haber entre una escuela de Tokio y una de Estambul!”. Y en la moda como en las demás disciplinas creativas, la diferencia y el efecto sorpresa que puede generar esta diferencia lo es todo. Tiene pinta de que volveremos a hablar de esta nueva manera de hacer moda.

0 comentarios: